jueves, 25 de junio de 2015

Te busco entre mis sábanas.

Te anhelo en cada pliegue de mi cuerpo.


Te deseo en el centro de mi sexo.


Entonces...


Te encuentro en la humedad de mi piel.


Te siento en la profundidad de mi ser.


Te nombro entre gemidos de placer.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario